Página Entidad

Bloque Principal

icono
Monumentos
usted está en Turismo » Monumentos
Imagen Principal de la Página


CASTILLO DE LUNA: Construido con mampuesto y sillarejos, en sus partes más nobles, constituye uno de los bastiones medievales más formidables de los que se conservan en Extremadura y en la raya ibérica y uno de los mejores exponentes de la arquitectura medieval. Declarado Monumento Nacional en 1924.

El Castillo y las áreas defensivas, que se van escalonando a lo largo de la ladera del cerro sobre el que se asienta comenzaron a construirse en el siglo XIII.

Álvaro de Luna y Beltrán de la Cueva realizaron importantes reformas en el castillo a lo largo del siglo XV, como es su potente torre del Homenaje y la torre de los Cinco  Picos, ambas comunicadas a través de un gran arco ojival con puente levadizo.

Diversas dependencias rodean sus patios de armas como la iglesia de Santa María del Castillo, de origen románico tardío, hoy sin culto.


SANTA MARÍA DEL CASTILLO: Se alza en el patio de armas de la fortaleza. Es un templo románico tardío de planta basilical, de tres naves, separadas por arcos de medio punto, capiteles cruciformes y bóvedas de cañón. Un arco toral separa la nave principal del ábside. Actualmente la iglesia se encuentra sin culto.


BARRIO MEDIEVAL " VILLA ADENTRO ": Villa Adentro o Barrio de la Teta Negra, se denomina al interior del recinto amurallado. El entramado urbanístico, discurre aprovechando la ladera norte del cerro donde se asienta la fortaleza. Las calles se disponen a lo largo y alto de la ladera, aprovechando los distintos trazados de las curvas de nivel, según la topografía del terreno. Tiene como vía principal la calle derecha que se extiende de Este a Oeste, desde la Puerta de la Villa hasta la Puerta de Valencia, desembocando a esta arteria casi todas las calles del recinto medieval. Y un segundo eje Norte-Sur, que une la Iglesia de Santa María, con la Puerta de Alcántara (hoy desaparecida).

Por lo general, las viviendas de esta zona son de proporciones reducidas y de un solo piso. Las casas que están construidas de mampostería y en ocasiones de granito, casi todas sus fachadas se encuentran blanqueadas y algunas conservan arcos ojivales de granito como portal de entrada a la vivienda, lo que hace que la Villa exhuma un sabor gótico.


RECINTO AMURALLADO: El cerco amurallado se conserva en buena parte del sector Sur y Oeste, donde se conservan numerosos cubos en muy buen estado, resaltando los lienzos de las murallas. La zona Norte, se halla prácticamente tapado por las viviendas adosadas a la muralla, donde aún se conservan en pie las torres defensivas. Que se relacionan acontinuación.


PUERTA DE LA VILLA o DE BELÉN: Está situada enfrente de la Iglesia de San Mateo. Consta de una torre saliente de planta cuadrada; sobre el arco exterior se conservaba el escudo de armas de D. Alonso Sánchez, hijo bastardo del Rey portugués D. Dinis I, junto a una inscripción en portugués antiguo, donde se indica el comienzo de está obra en 1276 (hoy en el museo arqueológico de Badajoz). En la parte interior de dicha puerta se halla una capilla abierta a modo de terraza y rematada por un campanil, todo ello de construcción más tardía.


PUERTA DE VALENCIA: Se halla flanqueada por dos torres cilíndricas de 13 metros de altura y consta de dos puertas, la 1ª de medio punto y la 2ª ojival. Merece la pena resaltar la importancia del sistema defensivo de esta entrada que comenzaba con el obstáculo de un rastrillo, seguido de una puerta, unida a otra a través de un pasillo por le que se arrojaba al enemigo (desde arriba) aceite y objetos de toda clase.


IGLESIA DE SANTA MARÍA DEL MERCADO: La Iglesia de Santa María del Mercado está emplazada intramuros de la población, es decir, Villa Adentro, próxima a la puerta de ingreso al recinto del poderoso castillo. Al parecer el nombre de la Iglesia procede de su ubicación ante la plazoleta en la que antiguamente se celebraba el mercado.

La cronología del edificio es incierta. Puede remontarse más allá del siglo XV, periodo al que corresponde su estructura básica y sus portadas.

La fachada es sencilla, destacando la puerta principal de entrada de arco ojival abocinado, que sobre ella se encuentra un pequeño relieve de alabastro, que nos muestra el descendimiento de la cruz.

El interior, es de planta rectangular, techado con bóveda de cañón con lunetos. Consta de tres naves con pavimento de ladrillo y laudas sepulcrales: la central, más amplia, con arcos ojivales y de medio punto las laterales. Existe dos capillas, a cada lado de planta rectangular y de cúpula semiesférica.

La capilla absidal es de forma poligonal, rematada por una bóveda de crucería. En ella se halla el Retablo Mayor, de estilo renacentista (s. XVI), dividido en cinco calles y dos cuerpos, en el que se representan diversos pasajes de la vida y muerte de Jesús, además de escenas de algunos apóstoles. En el centro del retablo se encuentra la talla de la Virgen de la Candelaria del siglo XV, de madera policromada y estofada.

Sobre la clave del arco Toral se destaca la imagen del Cristo Crucificado del siglo XIV. Este Cristo se le conoce como "Cristo del Amparo"

La Iglesia se puede visitar todos los sábados y los domingos por la tarde.


CONVENTO DE LA MADRE DE DIOS E IGLESIA DE SAN FRANCISCO: Actualmente el convento se encuentra dividido en tres partes: una privada, otra del obispado y la última del ayuntamiento.

En 1634, este convento se trasladó a los arrabales de la Villa, en el paraje conocido como " llanos de San Andrés " junto a la ermita del mismo nombre.

El convento consta de un claustro con tres arcos por cada lado, apoyados en columnas pareadas y una composición de cuatro en los ángulos, todas de orden toscano. El claustro superior tiene arcos rebajados, sobre pilastras de ladrillo, que se encuentran blanqueadas.

A la Iglesia se accede a través de un atrio situado al Sur, cuya portada de arco de medio punto está realizada en cantería, rematada en una hornacina con la imagen en piedra de San Francisco. Se le añade en 1958 la espadaña y el cuerpo de campanas. La Iglesia es de una sola nave, de planta de cruz latina, dividida en tres tramos, cubierta por bóveda de cañón. El crucero es de cúpula semiesférica sobre pechinas, rematada con linterna; tiene coro alto a los pies, sobre una bella ventana decorada con estípites, que recuerda al barroco hispano americano. El retablo Mayor es de estilo churrigueresco del siglo XVIII.

La Iglesia se puede visitar en horario de misa, los sábados por la tarde.


ERMITA DE NUESTRA SEÑORA DE LA SOLEDAD: Esta Ermita (que hoy se encuentra sin culto y es propiedad privada, que la explotan como bar), es una construcción del siglo XVII de estilo marcadamente barroco.

Del exterior solo es visible la portada principal, pues a su derecha se alza el hospital de la O, y a su izquierda casas particulares.

La portada principal, presenta un arco de medio punto, de rosca casetonada y adornada con tetrafolios, entre columnas de fuste de granítico sobre pedestales, que sostienen un falso taqueado, sobre el que se asienta una cartela de granito cargada con un escudo que lleva una leyenda, flanqueados por pináculos, coronado por bolas. Sobre el guardapolvo se muestra una hornacina vacía acostada por dos columnas de granito. El edificio se remata con una terraza barandilla de ladrillo calado, a modo de celosía, de la que sobresale una espadaña que lleva un hueco de arco peraltado.

El interior, de planta rectangular, tiene nave sostenida por una bóveda de cañón. El presbiterio se cubre con una cúpula semiesférica por una galería se llega hasta el camarín.


SANTUARIO DE NUESTRA SEÑORA DE CARRIÓN: A unos 7 Km. de Alburquerque, dirección La Codosera, a la orilla derecha del río Gévora sobre un cerro y dominando un bellísimo paisaje se encuentra el Santuario de Nuestra Señora de Carrión.

El Santuario se divide en tres partes: la inferior que corresponde a una plazoleta abierta, donde esta situada la plaza de toros, la casa de las novenas, del mayordomo, etc.

En el exterior, la nave del templo en sus costados y en el hastial de los pies se adorna con pórtico de los pies construido por una sucesión de arcos de medio punto rebajados, cuyos tramos se cubren con bóveda de cañón, y, sobre el pórtico de los pies se ofrece una azotea con barandilla de ladrillos. Rematando el muro de esta parte del templo se alza una espadaña con tres vanos, dos abajo y uno arriba, para las campanas.

El interior del templo es muy espacioso y de una sola nave rectangular, cubierta con bóveda de cañón y capillas dispuestas entre pilares, de suntuosa y exuberante marquetería barroca.

Sobre el presbiterio se eleva una cúpula semiesférica sobre pechinas, con la figura de los cuatro evangelistas, rematada por un cimborrio poligonal, cuya luz acentúa aún más el valor de la madera policromada del altar Mayor, enmarcado por un espléndido retablo Barroco-Churrigueresco, de mediados del siglo XVIII. En el centro tras una urna de cristal, se halla expuesta la Virgen de Carrión, patrona de la Villa. Es una talla de madera policromada, de estilo Renacentista.

Detrás del altar Mayor, con girola al exterior, se encuentra el camarín de la virgen, que está formado por dos habitaciones, la primera, más pequeña, con bóveda de rosca, y la segunda, con falsa cúpula y linterna que es donde se expone la imagen de la patrona.


CASTILLO DE AZAGALA: A 12 Km. Al este de la Villa, y en la misma línea natural del castillo de Alburquerque, se yergue soberbio y majestuoso el castillo de Azagala, mitad fortaleza, mitad residencia de nobles y campesinos.

En un principio, el señorío de Azagala formó parte del " Alfoz " o distrito de Badajoz. Más tarde lo tomaría en posesión D. Juan Alonso de Alburquerque para dejarlo a D. Martín Gil de Sousa; Este a su vez, en 1312, ante la oposición de su cuñado Alonso Sánchez, lo lego a su sobrino D. Pedro Castro. En 1373, recibió el castillo el Infante D. Sancho que lo donó en 1416, a su hija Dª Leonor de Castilla, condesa de Alburquerque y reina de Aragón, de quién lo heredaría en 1426, su hijo, D. Enrique, el Infante de Aragón. Recuperado el señorío de Azagala por la Corona, esta la cedió a D. Alvaro de Luna. A su muerte, en 1461, el Rey D. Enrique IV lo devolvió de nuevo a la Orden de Alcántara. D. Alonso de Monroy, Clavero de la dicha Orden, conocido con el sobrenombre del " Sansón Extremeño, falleció en Junio de 1511 en la fortaleza a la edad de 92 años. En 1750 la Encomienda sería comprada por D. José Gómez de Terán, Marques de Portago.

Hoy se encuentra en un estado de total abandono y en proceso de ruina galopante.

Su construcción de mampostería y sillarejo, data quizá de mediados del siglo XIII. Tiene forma rectangular y se divide en tres recintos. La puerta de acceso al recinto principal, ante la que se extiende una explanada con barbacana, se ofrece entre dos torres, la de la izquierda pentagonal y la otra cuadrada, y se abre al oeste, mediante un arco adovelado, de medio punto.

Es de destacar la torre de Armas, cuadrada de dos plantas, levantada con granito y mampostería. Es notable la bóveda de crucería ojival que sostiene la techumbre de la planta baja. Esta torre se une mediante una muralla que corre a todo lo largo de sector sur con la torre de Humos, en cuya planta baja se alberga una capilla, que en sus tiempos, estuvo presidida por la Virgen del Carmen, actualmente se encuentra vacía.
La torre del Homenaje, con ventanas y matacán al frente, se corona con un campanil de estilo mudéjar.

Aún a pesar del doloroso abandono en que el edificio en la actualidad se encuentra, se puede admirar los sectores nobles de la zona norte, con galerías encristaladas y salones construidos en el primer tercio del siglo XIX, con balconadas y chimeneas de mármol y granito, desde donde se dislumbran bellísimos panoramas. Al este , existen otros aposentos, también principales, que completan todo este sector del edificio y enlazan con la torre de las tres esquinas, así llamada por tener una planta triangular.

El castillo es propiedad privada y solo es posible visitarse sus alrededores desde el camino vecinal que conduce al pantano, muy cerca de la fortaleza, aunque aparezca en algunas rutas de senderismo.


PINTURAS RUPESTRES: El abrigo del risco de San Blas
Estas pinturas pertenecen a la Edad de Bronce y se pueden encontrar en el Risco de San Blas, cercanas a la piscina municipal.

En la cara sur de esta sierra se encuentra uno de los principales abrigos de pinturas esquemáticas de la región.

Fueron declaradas Monumento Nacional en 1942, el abrigo abarca una superficie de unos tres metros de largo por dos de ancho, se pueden ver figuras esquemáticas que muestran un vocabulario visual que emplearon esos hombres del Neolítico para dejar constancias de sus ideas, creencias o inquietudes.

En el gran panel del abrigo principal del Risco de San Blas, se puede observar al menos dos momentos diferentes en la realización de las pinturas.

La denominada fase primera está formada por motivos en trazo grueso realizados con pigmentos de color anaranjado muy claro, que en su mayor parte aparece infrapuestos a los de la siguiente fase.

La segunda fase es numéricamente mucho más importante que la anterior y más compleja desde el punto de vista tipológico e interpretativo, algunas figuras presentan detalles añadidos en trazos finos y en general están realizadas con un pigmento de tonalidad más oscura.

(Para visitar, contactar con la Oficina de Turismo.)


TUMBAS ANTROPOMÓRFICAS: Situadas en uno de los laterales de la Iglesia de Santa María del Mercado. Hace miles de años, en una etapa clave para la historia de la humanidad, contemporáneo de dos grandes logros de la civilización, la escritura y la metalurgia, se excavaban sepulcros en la piedra utilizadas para enterramientos colectivos.


MUSEO ETNOGRÁFICO JUAN CASTAÑO: Se trata de una colección de aperos de labranza y “trastos viejos” (como él denomina), que ha ido recopilando y comprando durante años, sobre todo en los años 30-40 y 50, y los ha ido clasificando en diferentes estancias de las dos casa que ha comprado al efecto. De entre todos los objetos que posee, existen algunos relevantes como es el caso del dormitorio de Aurelio Cabrera.

Está colección la tiene situada, su propietario en una de las calles que conforman el Barrio Medieval de la localidad.

Para visitar, contactar con Juan Castaño Telf. 646 31 73 26


 

 

Bloque Segundo

Galería Galería Multimedia

Para ver fotos, audios y vídeos, visite la galería

Imagen galeria 1Imagen galeria 2Imagen galeria 3torre del relojCastillo Azagala